Relaciones Laborales

  • Ene 22, 2021

La manera de comunicarnos, convivir y pertenecer a una organización va evolucionando a la par que las empresas en el mercado; por lo tanto, es necesario reconocer cuales son las maneras asertivas para un correcto desenvolvimiento personal y profesional en el momento de participar en una empresa. Hoy te contamos acerca de las relaciones laborales en tendencia.


Elementos de las relaciones laborales.


Las relaciones laborales las entendemos como el desenvolvimiento personal y profesional de los recursos humanos dentro de una organización y se establecen mediante tres elementos principales: el trabajo, el salario y el proceso productivo. Cada uno de estos elementos dictamina el rendimiento y relación laboral de los trabajadores.


El trabajo, se enfoca en las funciones, tareas y responsabilidades que tiene un empleado para el cumplimiento de metas y objetivos dentro de la organización. Dentro de este eje se manejan además las cualidades, fortalezas y ventajas que presenta la persona en función a su desempeño.


El salario: La remuneración que percibe un empleado por el desarrollo de sus funciones y desempeño. En la mayoría de los casos es un motivador que permite que los trabajadores actúen de manera asertiva, propositiva y proactiva; pues de sus resultados depende la percepción que reciben.


Proceso productivo: La manera en la que la organización propone la realización de las funciones, sus políticas y normas. En ocasiones son determinantes en las relaciones laborales ya que hay ambientes organizacionales más estrictos que otros, por lo cual la libertad del empleado se ve sesgado por las regulaciones de la empresa.


Tendencias actuales en las  relaciones laborales.


El gran error de los empleados es dictaminar que la relación laboral va con respecto a recursos humanos enteramente; más la principal relación laboral inicia en la firma del contrato. Con esta acción se concreta el acuerdo mutuo de desempeño entre el trabajador y la organización.


La entrada de nuevas tecnologías ha aprovechado la manera de generar relaciones laborales, ya que permite una interacción más próxima y un sentido de pertenencia mediante el uso de redes sociales y medios de comunicación directa. Cuando un trabajador es aceptado en un  nuevo puesto de trabajo, la reacción actual es la mención de su nuevo puesto en LinkedIn o en Facebook; de esta manera se inicia un canal comunicativo y una relación laboral innovadora.


Otra tendencia que ha modificado las relaciones laborales es el teletrabajo o trabajo remoto. Mediante esta opción se da la oportunidad de aperturar la comunicación, uso de tecnología, gestión de tiempo y aprovechamiento de recursos. Por lo cual la manera de relacionarse empresa-empleado cambia y da mayor autonomía.

En conclusión las relaciones laborales han sido fortalecidas mediante el uso de las nuevas tecnologías ya que han aportado de manera efectiva a la realización eficaz y rápida de tareas, dando mayor seguridad y precisión a las funciones.  Otra ventaja es la factibilidad al crecimiento empresarial, pues el uso de estas herramientas ha permitido que las organizaciones se diversifiquen y coordinen tareas de manera adecuada, se conecten con mayor número de oportunidades y evolucionen aprendiendo de tendencias en el mercado.


Las relaciones laborales, promueven el éxito de una empresa puesto que traen consigo múltiples beneficios como: 


  • La promoción del desarrollo integral de los empleados.

  • Aumento en la productividad

  • Generan sentido de pertenencia 

  • Mejorar las relaciones laborales

  • Dar mejor solución a conflictos

  • Contribuir a la formación de líderes 


Lograr que las relaciones laborales sean adecuadas y que tengan las condiciones ideales para el alcance de un desempeño asertivo en las funciones es una tarea complicada. Sin embargo la mayoría de las empresas optan por mantener y reforzar vínculos entre sus trabajadores, de esta manera fortalecer en las relaciones.


Una herramienta para alcanzarlo es la capacitación, el cuidado de los contratos y la lucha por tener una estructura sólida en cuanto a políticas salariales como ejercicio de fortalecimiento laboral. La mejora de estas condiciones incrementa la posibilidad de obtener un mejor desempeño por parte de los trabajadores y asegurar el crecimiento de la organización.